miércoles, 2 de julio de 2008

DIVERGENCIAS

En Francia no existen ni el camión del sodero ni los sifones de soda.
Los paseadores de perros y los canillitas, tampoco existen. ¿Por qué será?
El canillita, en lugar de vender diarios y revistas, ¿no tendría que vender canillas chiquitas?

5 comentarios:

italo_argentina dijo...

Me parecio' ver un paseador de perros (el protagonista, al principio de la peli) en "Hors de prix" (ambientada en la Costa azul creo)...la viste?
Ahi vuelve a aparecer la chica que hizo de "Amelie"...
:-)

Mrs. France dijo...

A ver, hasta donde yo sé, los paseadores de perros no existen por aca...A lo mejor hay alguna colonia oculta cerca dela Costa Azul? Algun francés que pueda hacer aportar algun dato ?
Nada que ver pero otra cosa que no existe aca son los lustradores de zapatos..

Ana María del Sur dijo...

Los paseadores de perros son de terror!!!
No cumplen con las normas en vigencia y hacen lo que quieren
No hay lustradores de zapatos?
Y zapateros remendones, como dice Jane?

Ana María del Sur dijo...

No hay tampoco vendedores de churros, supongo.
Ni vendedores de helados...
Yo creo que nosotros mantenemos resabios de la cultura de la éroca colonial...
Mazamorra caliente!!!
Velas, velitas!!!
Ajo, limones!!!

Mrs. France dijo...

Hay vendedores de curros (y de crêpes también). Hay vendedores de helados (pero los helados no son tan ricos como en Argentina, o como en Italia).
Las mujeres se sientan en una esquina y gritan "ajo, limone' no quiere señora?" no existen. Nos vendedores de plumeros o de repasadores tampoco. Los tipos estos que te quieren vender shampoos por la calle (hacen como que te regalan uno y después despliegan un speech en el que tenés que comprar 12 para ganar el 13)tampoco promocionan sus productos por aca..